Leyendo:
Embolismo de grasa tras liposucción y transferencia de grasa
Compartir:
Image

Embolismo de grasa tras liposucción y transferencia de grasa

24th Mar 2017

Cuando se trata de liposucción, la mayoría de las personas están felices con el resultado del procedimiento. Pero hay riesgos y potenciales complicaciones involucrados en la liposucción. Si estás considerando liposucción, asegúrate de conocer los límites, riesgos, y complicaciones del procedimiento.

Una de las posibles complicaciones de la transferencia de grasa es el embolismo de grasa. Durante el procedimiento de transferencia de grasa, siempre hay un riesgo de que la grasa entre a tu torrente sanguíneo a través de vasos sanguíneos que se rompen durante el procedimiento. Las partículas de grasa pueden quedar atoradas en los vasos sanguíneos. Bloqueando el flujo de la sangre hacia diferentes partes de tu cuerpo y órganos. En casos extremos, pueden penetrar a los pulmones y acumularse allí, o hacer su camino hacia el cerebro y generar daño. La condición de acumulación de grasa en los pulmones se denomina embolismo pulmonar, y causa problemas al respirar.. El embolismo de grasa es extremadamente peligroso, y puede incluso causar discapacidad permanente o muerte.

El embolismo de grasa típicamente sigue a fracturas de los huesos largos, pero también se ha encontrado que ocurre en liposucción y transferencia de grasa. Estudios sugieren que la forma en que las partículas de grasa se hace un camino en la sangre es similar en ambos casos, empezando con la rotura de vasos sanguíneos acompañado por trauma intenso.

Los síntomas de embolismo de grasa incluyen:

Hipoxia (problemas a la respiración)

Fiebre

Frecuencia cardíaca anormalmente rápida

Patrón anormal de respiración

Confusión cognitiva

Fatiga y cansancio

Irritabilidad

Hay algunos signos poco frecuentes de embolismo de grasa tras liposucción, incluyendo la presencia de grasa en orina y mucosa. Los síntomas de embolismo de grasa pueden aparecer en cualquier momento después de la liposucción, pero en la mayoría de los casos ocurren entre 24 y 48 horas después del procedimiento.

Si los cirujanos plásticos seleccionan pacientes de liposucción en forma cuidadosa y sólo después de una examinación completa, y si los cirujanos son experimentados y hábiles, el resultado puede ser impresionante, y los riesgos de complicaciones como embolismo de grasa pueden ser reducidos. Otros métodos para minimizar el embolismo de grasa después de la liposucción incluye disminuir la duración del procedimiento y la cantidad de grasa succionada. Si bien estas acciones son convencionales, pueden ayudar a reducir el riesgo de potenciales embolismos de grasa.

La liposucción puede ser efectiva si se realiza en personas sanas. Sin embargo, debes estar preparado para enfrentar y manejar cualquier situación, incluyendo embolismo de grasa, después de liposucción, ya que puede ocurrir. Si sientes que están teniendo síntomas de embolismo de grasa tras liposucción, asegúrate de ver a tu doctor inmediatamente. De ser posible, acude a cuidado de emergencia. Recuerda, un embolismo de grasa puede amenazar la vida si no se trata inmediatamente.


Comparte este artículo:

Llamar

Correo

Texto

Charla

Whatsapp

Instagram